Mirotic resurge en el momento decisivo

2021-10-26T22:02:23+00:00 2021-10-26T22:27:37+00:00.

Alex Molina Perello

26/Oct/21 22:02

Eurohoops.net

Tras un discretísimo partido, el montenegrino le ha dado la victoria al Barça en el último segundo tras unos cuarenta minutos durísimos ante el Fenerbahce

Por Alex Molina / info@eurohoops.net

El Barça ha logrado sumar la sexta victoria consecutiva en la Euroliga tras superar al Fenerbahce por un ajustado 74-76. Tosco, durísimo y vibrante partido entre dos candidatos a todo que se ha decidido en el último segundo con una canasta de Mirotic, que ha resucitado tras un gris partido en la última jugada para darle el triunfo a los suyos.

El inicio de partido tuvo un protagonista principal. Jan Vesely anotó los 10 primeros puntos de su equipo para mandar un mensaje inequívoco a la expedición azulgrana: esto iba a ser la guerra. No tardaron a unírsele sus compañeros de equipo (Pierre, sobre todo), pero el Barça logró reaccionar al importante derechazo inicial de los turcos para empezar a dominar el partido, y el 9-20 del segundo cuarto fue como un oasis en el desierto para el Barça.

Tras el paso por vestuarios, el partido enloqueció. El poco acierto en ambos aros se mantuvo pero el festival de despropósitos fue notable y con ese panorama el beneficiado fue el Fenerbahce, que se aprovechó de la situación para reengancharse a un partido y sobre todo recuperar sensaciones, ya que los vientos tras el segundo cuarto soplaban claramente a favor del Barça. Solamente Calathes en el Barça y Vesely en el Fener parecían tener la tan buscada clarividencia en este tipo de partidos y ambos se encargaron de liderar a sus respectivos equipos, mientras dos nombres tan importantes como De Colo y Mirotic seguían totalmente desaparecidos.

Y otro que tampoco es que estuviera muy presente esperó al último cuarto a entrar en escena. Dos triples consecutivos de Cory Higgins eran contestados por Guduric, otro que se ha tomado su tiempo en ser decisivo pero que con un tres más uno ha reactivado tanto a su equipo como a la grada con poco más de tres minutos para jugarse. Nervios, tensión y la gran segunda mitad de Brandon Davies nos llevaron hasta un inevitable apretado final, en el que de una falta en ataque de Hayes-Davis se pasó a dos tiros libres para el azulgrana que cayeron como agua de mayo y le dieron una ventaja clave al Barça para encarar por delante el minuto final del partido. Pero era imposible que este partido tuviera un final plácido. Cuarenta minutos después, Vesely volvió a monopolizar el ataque turco y Devin Booker puso el empate en el marcador con un tremendo mate, pero el último balón era para el Barça.

Cuando parecía que iba a ser Higgins quien se jugaría la última bola, Jasikevicius dibujó una jugada para que fuera Mirotic el encargado de decidir si nos íbamos a la prórroga o el Barça lo ganaba en la última. No fue el mejor de los tiros ni el más estético pero entró, y es que un partido como este solamente parecía pedir que terminara con una canasta a trompicones, golpes y con suspense final.

 

Foto: FC Barça Twitter