Historia de la semana: Green vuelve a enfrentarse al Olympiacos

2017-11-29T22:33:03+00:00 2017-11-29T22:33:03+00:00.

GiorgosIoakimidis

29/Nov/17 22:33

Eurohoops.net

En el partido entre el Valencia Basket y el Olympiacos de El Pireo, Erick Green se enfrentará nuevamente a los rojiblancos tras una decisión veraniega que fue correcta para todas las partes involucradas.

Por Nikos Varlas/ varlas@eurohoops.net

La noche del jueves, el Valencia Basket (3-6) acoge al Olympiacos de El Pireo (7-2) con muchas ganas de romper con una racha de cinco derrotas consecutivas. En este choque, el máximo anotador del Valencia, Erick Green, volverá a enfrentarse al Olympiacos.

El estadounidense de 27 años hace un temporadón y arrancará la jornada 10 como cuarto mejor anotador de Euroliga por detrás de Luka Doncic, Alexey Shved y Nando De Colo. Green disputó su primera temporada euroliguera con la camiseta del Montepaschi Siena en la temporada 2013-14, promediando 11.1 puntos, 1.7 rebotes y 1.0 asistencias en 10 partidos. Sigue vigente su marca personal anotadora de su temporada de novato; Green derrotó al Olympiacos anotando 28 puntos en diciembre de 2013. Luego el equipo heleno trajo a Green de vuelta a Europa en el verano de 2016.

Su temporada en Olympiacos

La temporada pasada Green jugó con el Olympiacos y en 36 apariciones promediando 9.9 puntos con 40% en tiros de tres, 1.9 rebotes y 0.9 asistencias en 20.5 minutos de juego llegando desde el banquillo. Green fue titular en cuatro ocasiones, estando a la altura de lo que esperaba de él Sfairopoulos, anotando 16.5 puntos de media. Ayudó al Olympiacos a llegar a la Final Four de Estambul, donde en la semifinal ante el CSKA Moscú anotó 5 puntos cruciales en los últimos 40 segundos. La temporada llegó a su fin sin un título para Green o su equipo, y así los helenos decidieron no hacer uso de la cláusula que tenía su contrato, Green se convirtió en un agente libre y firmó con el campeón de la liga española.

Esta es su temporada más productiva

Tras nueve partidos con la camiseta del equipo ‘taronja’, Green está teniendo la campaña más productiva de su carrera profesional. Está anotando 15.7 puntos con 2.6 rebotes, 2.4 asistencias, y tiene el tiempo de juego más alto hasta ahora en su carrera euroliguera con 27 minutos. El entrenador Txus Vidorreta tiene fe en Green; el balón está en sus manos en la mayoría de las posesiones cruciales y los intentos que realiza han aumentado, al igual que las responsabilidades que asume, en comparación con el papel que tenía la temporada pasada.

Una decisión razonable para ambas partes

El verano pasado, el Olympiacos tomó una decisión difícil de no extender el acuerdo con el estadounidense, ya que todo dependía de él. Los rojiblancos necesitaban un base que pudiera jugar y encajar con Vasilis Spanoulis y no solo jugar detrás de su capitán y líder. Esto requiere una gran habilidad para leer el juego y características de alta calidad para proporcionar mucho más que sólo puntos. Además, el Olympiacos buscó más efectividad en defensa, un aspecto en el que Spanoulis no es tan bueno.

Todo eso lo encontraron en Janis Strelnieks, quien el primer fichaje de los helenos y no por casualidad. Hasta ahora, su elección ha demostrado ser la correcta. Strelnieks anota lo mismo que Green (9.4 ppp.), pero con mejores porcentajes en tiros de campo y de tres, mientras que reparte tres veces más asistencias que Green (2.8 contra los 0.9 del norteamericano).

Está más feliz con el papel que ha asumido

Por otro lado, ahora Green también se siente justificado y más feliz. Estaba buscando un papel principal con más responsabilidades y lo encontró en Valencia. Green quería jugar más, disfrutar de una mayor libertad en su juego y pasar más tiempo jugando de base. Él estaba buscando más posesiones; no quería venir del banquillo siendo un escolta suplente, como en el caso del Olympiacos, sino ser titular y más líder, exactamente como en su nuevo equipo. Ahora, aparte de contar con más tiempo de juego y tomar tiros, tiene la responsabilidad y se le requiere demostrar que también es un buen cerrador.

Hasta ahora, Green ha podido hacer esto en algunos partidos y en otros no, pero lo que importa es que está en un entorno que estaba buscando para dar el siguiente paso en su carrera.

Las dotes, el margen de mejora y el gran desafío

Green es sin duda uno de los mejores anotadores de la liga y uno de sus mejores jugadores en uno contra uno. Su mejor regalo es la combinación de la facilidad con la que mete los tiros y la velocidad de su lanzamiento. Pocos jugadores de Euroliga tienen un tiro de medio alcance tan efectivo y una ejecución tan rápida. Como él mismo sabe y ha dicho a veces, la clave para él es desarrollar y mejorar su capacidad para crear oportunidades de anotar para sus compañeros y hacerles mejores.

Desarrollar su juego en términos de lectura también mejorará sus habilidades de toma de decisiones y automáticamente lo llevará a un nivel superior. Además de ser un gran anotador, lo convertirá en un base-escolta completo, más imprevisible, más líder, con una influencia aún mayor en el juego. Green lo sabe y es por ello que quería un nuevo equipo en el que tuviera un papel más crucial. Obviamente, el Valencia cree en la perspectiva de que él desarrolle sus habilidades de liderazgo, ofreciéndole mayores responsabilidades y las posesiones cruciales en ataque.

En el caso de Green, la decisión de Olympiacos y Valencia es una prueba concreta de que en el deporte profesional un cambio basado en criterios que no puede entender un aficionado común puede resultar en una decisión clave para ambas partes. El partido entre Valencia y Olympiacos va a ser de gran interés, independientemente de la respuesta de Green en su primer encuentro contra los de El Pireo y la posibilidad de brillar con su nuevo equipo, jugando un papel que no tenía en el Olympiacos, un buen rendimiento y una posible victoria hacen este duelo aún más atractivo y lleno de suspense.